Este domingo la policía del cantón de los Grisones, en el sureste de Suiza informó que lamentablemente fallecieron los veinte pasajeros que se encontraban abordo del avión que se estrelló el sábado por la tarde contra una montaña en los Alpes Suizos; una zona frecuentada por excursionistas.

A bordo se encontraban 11 hombres y 9 mujeres, entre ellos una pareja austríaca y su hijo, indicó la policía.

Se trataba de un avión militar suizo de colección, construido en 1939 en Alemania que pertenecía a la compañía JU-Air.

La compañía JU-Air, informó a la prensa que el avión no tenía ningún problema técnico y que en el mes de julio había sido sometido a mantenimiento. Por lo que no se explican lo ocurrido.

Con este incidente sería el segundo aéreo durante el fin de semana, luego de que una familia de cuatro integrantes también perdieran la vida en otra aeronave.

Las autoridades suizas han proporcionado poca información sobre ambos accidentes que ocurrieron en tan solo un día.