miércoles 26 febrero, 2020

El presidente turco declara a Israel como “el país más racista del mundo”.

más noticias

Además, comparó a su primer ministro con el dictador nazi Adolfo Hitler.

El presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, mencionó este martes que Israel es “el país más sionista, fascista y racista del mundo” y comparó a su primer ministro, Benjamin Netanyahu, con el dictador nazi Adolf Hitler.

Erdogan se refería a la nueva ley que fue aprobada el jueves pasado y que define oficialmente a Israel como un Estado judío, como patria de los judíos y degrada el árabe.

Esa nueva ley “revela la verdadera intención de este país. Todas las prácticas injustas, la opresión y el aislamiento del pueblo palestino, los musulmanes que visitan Jerusalén y los cristianos quedan legitimados en esta ley”, dijo Erdogan.

“El espíritu de Hitler, que llevó al mundo a una catástrofe, ha resucitado en algunas autoridades de Israel”, añadió Erdogan ante diputados de su Partido para la Justicia y el Desarrollo (AKP) en el Parlamento.

Advertisment
Advertisment