El ejército fue rebasado, por eso se retiraron

Sólo fueron 25 miembros del ejército, contra a las más de 600 personas que había en el lugar.

Los militares que llegaron a la zona trataron de convencer a las personas para que se retiraran de la toma clandestina, en el ducto de Pemex en Tlahuelilpan, Hidalgo, pero se volvieron agresivas, por esta razón retrocedieron.

“Es difícil que 25 hombres pudieran detener a 600 u 800 personas, y más si los pobladores están convencidos de que deben ir por el producto. Al verse rebasados completamente por la cantidad de gente que está frente a ellos, lo mejor para ambas partes es retirarse”, comentó el secretario de la Defensa Nacional, Luis Cresensio Sandoval.

El presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, señaló que la actitud del ejército fue oportuna para evitar una confrontación. “Nosotros no vamos a apagar el fuego con el fuego, por eso la decisión que se ha tomado es atender primero las causas que originan los hechos ilícitos, no se resuelve con medidas coercitivas, por eso se agravó la situación en el país porque se optó por la confrontación”, declaró.

“Por esto, aunque duela mucho, tenemos que seguir con el plan de acabar con el robo de combustible y estas prácticas, no vamos a detenernos, vamos a erradicar esto, que no solo daña materialmente, no solo es lo que pierde la nación por este comercio ilegal, este mercado negro de combustibles, sino el riesgo, el peligro, la pérdida de vidas humanas”, añadió.

Cargue Más Por agencia
Cargue Más En Nacional

Mira además

Rechaza AMLO pacto con EE.UU. por caso de Genaro García Luna

“Nosotros no vamos a perseguir a nadie, ni fabricar delitos”, indicó el mandat…