Robot reconforta a ancianos con demencia

Se han vendido más de 1.000 robots a hospitales alrededor del mundo.

El pequeño robot Zora es un experimento que tiene como objetivo cambiar el cuidado de pacientes de la tercera edad que padecen demencia y enfermedades similares en hospitales de Francia.

En efecto, muchos pacientes sintieron un vínculo emocional con el robot, y lo trataban como a un bebé. Lo cargaban, lo arrullaban y besaban su cabeza.

Zora, que tiene un costo de hasta $18.000, es controlado por un enfermero que lo maneja desde un ordenador portátil, sin que los pacientes sepan que él lo controla.

Zora dirige sesiones de ejercicio y propone juegos. Algunos consideraron a Zora como una herramienta superflua que solo “mantiene ocupados a los pacientes”, de acuerdo con Sophie Riffault, una enfermera.

Otra enfermera, Nathalie Racine, dijo que no dejaría que un robot alimentara a los pacientes aunque pudiera. Los humanos no deben delegar momentos tan íntimos a las máquinas. “Nada remplazará el roce humano jamás, la calidez que nuestros pacientes necesitan”, comentó.

ZoraBots, la empresa de Bélgica detrás del robot, ha vendido más de 1.000 robots a los centros de cuidados en todo el mundo, ubicados tanto en Estados Unidos y Asia, como en el Medio Oriente.

Comentarios
Cargue Más Por José Carlos
Cargue Más En Salud

Mira además

Masaje piscocorporal para manejo de las emociones, un buen regalo para estas fiestas

Nuestro cuerpo habla por si solo, conoceremos los beneficios de los masajes psicocorporale…