Científicos descubren “partículas fantasma” de alta energía en el Universo.

Proceden de un blazar, un agujero supermasivo en el centro de una galaxia.

Hasta el día de hoy, los rayos cósmicos más energéticos del universo, conocidos desde hace más de cien años, eran un misterio para la comunidad científica.

Pero ahora, a partir de la pista de una única partícula, un neutrino, una colaboración internacional de científicos en la Antártida, ha logrado rastrear por primera vez uno de los posibles orígenes de los rayos cósmicos de alta energía.

La fuente de este neutrino, y de los rayos cósmicos que lo originaron, es un objeto conocido como blazar, a 4.000 millones de años luz de la Tierra, según publican los investigadores en un artículo en la revista Science.

Se trata de una galaxia que en su centro alberga un agujero negro supermasivo que engulle toda la materia que se le acerca, un fenómeno extremadamente violento y en un equilibrio precario.

Cuando el equilibrio se rompe, emite fogonazos de radiación electromagnética y rayos cósmicos de alta energía, justo en dirección a la Tierra.

Es por eso que los investigadores han podido rastrearlo, a través de un esfuerzo combinado de veinte observatorios situados en la Tierra y el espacio.

Comentarios
Cargue Más Por José Carlos
Cargue Más En Internacional

Mira además

Con nueva política se registró poca afluencia de inmigrantes en la frontera entre Ecuador y Colombia

Venezolanos deben presentar obligatoriamente su pasaporte para ingresar a Ecuador. Comenta…