Baches estragos de las lluvias.

Se convierten en negocio para las llanteras.

Tras las lluvias registradas las afectaciones por las precipitaciones se quedan en las vialidades.

Son los baches el principal estrago que generan las lluvias; estos los hay de diversos tamaños y filos que al caer provoca severos daños a los automovilistas.

La deficiente y mala calidad de la pavimentación en las calles de Tijuana es un dolor de cabeza y para los bolsillos de los automovilistas; pero es una fuente de negocio para las llanteras.

El menor de los daños por caer en un bache es que la llanta se truene, el rin se enchueque y se afecte la suspensión; pero el problema puede ser mayor a tal grado de dejar inservible la unidad.

Son los ciudadanos quienes pagan los estragos de una pavimentación deficiente, con material de mala calidad, pues después de la lluvia los recuerdos del temporal quedan en las calles y vehículos de los automovilistas.

Comentarios
Cargue Más Por Redacción
Cargue Más En Regional

Mira además

70 mil intervenciones ha realizado el Instituto de Psiquiatría de B.C.

25 por ciento son trastornos afectivos. Comentarios Artículos RelacionadosBarco San Salvad…